Viernes 24 de Noviembre del 2017

Coronel: Luis Alfonso Plazas Vega

Autor(a): Nestor Solano  | 

Fecha: 07/11/2013

Exclusivo para FCPPC

Hace 28 años, por estos días 6 y 7 de Noviembre del año 1985, desde Venezuela observamos con asombro que un destacamento del grupo terrorista M-19, en acuerdos con el narcotráfico internacional y financiados por delincuentes reconocidos como "los extraditables", es decir, por los aliados del cartel de Medellín y del cartel de Cali, usando armas de guerra asaltaron el Palacio de Justicia persiguiendo a las Altas Cortes Colombianas en la ciudad de Bogotá para evitar el fallo a favor de la ley de extradición, así como adelantar un "juicio"  contra el entonces Presidente: Belisario Betancur, contra algunos magistrados y contra funcionarios del gobierno de turno.

El comando constituido por el M-19 y fundado por ex-miembros de las FARC, e integrado por unos 50 terroristas, ingresó violentamente al Palacio de Justicia, asesinó guardianes, personas inocentes y empleados. El presidente de la República, como comandante en jefe de las Fuerzas Militares ordenó a estos hacer respetar la Constitución y las Leyes, recuperar el Palacio, liberar los rehenes, no negociar y desalojar a los insurgentes.

El Comandante de la operación militar para contrarrestar esta acción era el General Jesús Armando Arias Cabrales quien también a sido víctima de este episodio y, por su parte el Coronel Luis Alfonso Plazas Vega, junto con sus tropas cumpliendo órdenes superiores, ingresaron y rompieron la resistencia de los terroristas, siendo el primero en entrar como comandante de la unidad táctica al recinto, dos días de intenso fuego entre las fuerzas militares y los secuestradores fueron suficientes para lograr rescatar con vida a 260 personas, entre las que se encontraban 43 magistrados y recuperaron el Palacio de Justicia como lo había ordenado el Presidente de la Republica.

Los terroristas asesinaron a magistrados, a empleados del Palacio, a militares y policías, también hubo decenas de heridos, casi todos los asaltantes fueron abatidos, otros huyeron como cobardes burlando la seguridad y abandonando a sus cómplices. El coronel Plazas Vega cumplió fielmente las órdenes de combate y no tuvo competencia alguna sobre el manejo de los rescatados que es de lo que ahora se le acusa, ya que estos  eran responsabilidad de los órganos de inteligencia del Estado.

¡Qué injusticia Dios mío!, sin ninguna prueba de haber cometido un delito el Coronel Plazas Vega, fue sentenciado en primera instancia el 9 de junio de 2010, a treinta años de prisión, la defensa apeló la decisión, la Procuraduría General de la Nación también apeló la sentencia, pero todo el proceso que estaba plagado de violaciones a las normas del derecho le fue adverso y lo condenaron.

Hoy a 28 años de aquel suceso en que el honor se impuso a la traición y las fuerzas militares redujeron a los criminales, queremos que usted sepa Coronel Plazas Vega que Venezolanos y Colombianos reconocemos su inmenso coraje, le agradecemos su rectitud y entrega al defender la Democracia de terroristas, guerrilleros, narcotraficantes y toda clase de delincuentes que atentan contra la soberanía de los Pueblos. Los demócratas Venezolanos y los Colombianos residentes en esta tierra cuna del Libertador Simón Bolívar, admiramos su trascendencia y en usted vemos a un legítimo heredero de los ejércitos libertadores, cuanto no quisiéramos los Venezolanos tener un soldado de su talla, merito, utilidad, dignidad,  valor y honor en nuestras fuerzas y defendiendo nuestra democracia del terrorismo Castro-Chavista.

Desde Venezuela solicitamos respetuosamente a la Corte Interamericana de los Derechos Humanos, a la Corte Suprema De Justicia, al poder Judicial Colombiano, devolverle la libertad plena al Coronel Luis Alfonso Plazas, no tienen contra el ninguna prueba, las denuncias carecen de fundamento y no son más que objetivos destructivos  de sectores radicales de la izquierda y operadores judiciales, que con mentiras y engaños pretenden destruir la imagen moral de un soldado demócrata, víctima del narco terrorismo que corroe el sistema judicial Colombiano, pero el Coronel Plazas no se arrodilla ante el engaño y la mentira y por el contrario se crece ante la adversidad, ahora con su ejemplo tenemos Colombianos Y Venezolanos la obligación moral y política de lograr su libertad y la de otros dos mil  militares privados de ella a través de maniobras terroristas, que lo que pretenden es enlodar y destruir la moral del insigne ejército Neogranadino, probado en mil batallas y dispuesto a entregar su vida en defensa de la libertad de su pueblo, hoy, al cumplirse 28 años de aquel desafío rendimos ¡Honor al Coronel Luis Alfonso Plazas Vega y a las gloriosas y democráticas Fuerzas Militares de Colombia!

Otros artículos en

Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS 3 Válido! RSS Válido