Sábado 21 de Octubre del 2017

Justicia Política

Autor(a): Margarita Restrepo  | 

Fecha: 04/07/2015

Exclusivo para FCPPC
 

Foto: elcolumnero.com

Esta semana se escribió un nuevo capítulo de la persecución que padece el uribismo en los diferentes niveles. Cada vez es más evidente la utilización del intimidante aparato judicial como herramienta de constreñimiento a quienes creemos en la ideas del ex presidente Álvaro Uribe.

Son muchos los casos de funcionarios, colaboradores y líderes uribistas perseguidos infamemente por la justicia política al servicio del Gobierno de Juan Manuel Santos.

La guerra que Santos le ha declarado al uribismo se libra en desigualdad de armas. En un lado está un presidente altamente impopular que ha llenado sus vacíos corrompiendo a la clase política, a la justicia y a los medios de comunicación, y en el otro estamos los uribistas que tenemos un discurso y un amplio respaldo popular. Mientras la justicia política de Santos libra ordenes de arresto contra inocentes uribistas, nosotros solo tenemos capacidad de denuncia y de rechazo por la infamia que se comete contra nuestros compañeros de lucha ideológica.

Son muchos los que se han visto obligados a emprender el doloroso camino del destierro, buscando protección y cobijo en naciones respetables que, conscientes de las arbitrariedades del Gobierno Santos, no han dudado en conceder asilos a quienes los han solicitado. Otros, que ingenuamente creyeron en la cuestionada majestad e independencia de la justicia colombiana, resultaron arbitrariamente condenados y encarcelados.

Esta semana se nos ha notificado a través de los medios de comunicación que los ex secretarios jurídico y de prensa de la Casa de Nariño durante el gobierno del ex presidente Uribe, Edmundo del Castillo y César Mauricio Velásquez, serán imputados por su supuesta participación en un complot contra la Corte Suprema de Justicia.

Y si hablamos de complot, debemos inmediatamente traer a colación que quienes conspiraban contra el gobierno Uribe eran algunos magistrados de la Corte. Basta con recordar las exclamaciones violentas del ex magistrado Yesid Ramírez Bastidas, quien aseguraba que iba a “tumbar” a Uribe de la silla presidencial.

Resulta absurdo pensar que los doctores Del Castillo y Velásquez, profesionales de las más altas calidades humanas, hayan participado en un complot contra alguien. Sus hojas de vida y trayectoria hablan por ellos.

Los uribistas no tenemos garantías de ningún tipo. La persecución es cada vez más parecida a la que padecen los opositores venezolanos, por eso como colectividad hemos tomado la decisión de poner en conocimiento de otras naciones lo que ocurre en nuestro país. A falta de derechos en Colombia, debemos recurrir a democracias amigas y defensoras de las libertades.

Mientras el Gobierno de Santos continúe utilizando a sus compinches de la rama jurisdiccional para constreñir al uribismo, nosotros seremos firmes en nuestra determinación de ir a donde haya que ir con el fin de narrar lo que está sucediendo y buscar protección para quienes han caído en las garras de la justicia política colombiana.

Otros artículos en

Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

Jaime Espinosa

11/07/2015 6:20 PM

Francamente por mas que le doy vueltas al asunto no entiendo como plantear una buena defensa contra una gran mentira. Es que todos sabemos que los magistrados de la corte suprema eran personajes que por su comportamiento, sus amistades, sus vínculos y por su forma de ejercer justicia o no ejercerla daban de que hablar. Pero cualquier acción o critica por justa que fuera es calificada de “choque dé trenes” o de conspiración contra la “honorable” corte y como es el mismo poder judicial quien, se escribe y se contesta. Empapelan a cualquier y lo lo perjudican o como dicen lo joden. Entonces cómo defenderse legalmente contra un sistema corrupto que demoro y manipulo advitrariamente la elección del Fiscal General? Para recordar solo un hecho.

Fabian Moreno Sanchez

09/07/2015 12:31 PM

Jaime, no hay duda que este gobierno es putrefacto; sin embargo, la defensa judicial del uribismo es pésima. La calidad del gobierno no depende del uribismo; pero la defensa en los juicios politico-judiciales en su contra, sí. Si el uribismo no hace cambios en esta material, sera irremediablemente aniquilado en los estrados judiciales.

Jaime Espinosa

09/07/2015 4:26 AM

Fabián, ¿no será que al que hay que cambiar es al gobierno y su sistema por completo?

Fabian Moreno Sanchez

04/07/2015 5:57 PM

Infortunadamente el uribismo sigue cometiendo los mismos errores en la defensa contra esa clarísima persecución político-judicial que padece. Albert Einstein dijo: “Locura es hacer siempre lo mismo para esperar resultados diferentes”. ¡Por favor, uribistas perseguidos por la justicia, cambien totalmente la manera cómo se defienden en los respectivos procesos penales y, primero que todo, cambien a sus abogados defensores!

Jaime Espinosa

04/07/2015 8:50 AM

Es tan grave y aberrante esta situación que uno tiene que pensar obligatoriamente en que puede terminar ese escalamiento. ¿Puede el país seguir observando impávido estos hechos?

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS 3 Válido! RSS Válido