Martes 24 de Octubre del 2017

Los articulitos problemáticos, la pilera espiritual y la verdadera confrontación

Autor(a): Pedro Aja Castaño  | 

Fecha: 06/07/2015

Exclusivo para FCPPC
 

Foto: educar.com.co

Dedicado a Luis Alfonso Hoyos, asesor espiritual del CD, injustamente en el exilio.

Todos somos iguales ante la ley, pero no ante los encargados de aplicarla. Stanislaw Jerzy Lec (1909-1966) Escritor polaco.

Si a un campesino le preguntaran si Timochenko podría ser Papa, él sabría responder que no; (tendría certeza absoluta); si le hicieran la misma pregunta sobre la Presidencia de la República, a lo mejor apretaría la boca dejando salir un sonido de duda y reprobación algo así como… hum, o se encogería de hombros. (Tendría duda fundamentada o desinterés, pero no información veraz y objetiva); si le preguntáramos por Vargas Lleras diría que sí, aunque no le gustara. Pero si consultamos el Articulito 191 de la Constitución nos quedaríamos con la boca abierta al leer que para ser Presidente sólo se requiere “ser colombiano por nacimiento, ciudadano en ejercicio, y mayor de 30 años,” restringiendo ese derecho diferentes causales de inhabilidad.

Por lo que el artículo 191 de la Constitución supone un concepto limitado de democracia, entendemos que el requisito sea mínimo para dar oportunidad a todos de llegar a la Presidencia. Pero esa oportunidad que se da a la masa del pueblo debe estar de acuerdo con las exigencias del cargo; por lo tanto debe haber oportunidad de estudio para que la masa se prepare para un proceso de selección porque ese es el comportamiento evolutivo de cualquier estructura dinámica. Luego ese artículo implica un compromiso con la educación. La selectividad no debe ser supuesta, sino explícita y probada porque la democracia es un proceso complejo cuya efectividad en la dirección no puede depender de una simplicidad peligrosa. Si para la selección del presidente de una empresa como Ecopetrol que funcionalmente depende de un ministro se exige un proceso más riguroso de capacidades que para la selección de la candidatura presidencial ¿no estaremos de pronto equivocados? ¿Qué dicen los constitucionalistas?

Además, el ‘Articulito’ 189 de la Constitución señala que para ser un Presidente Pilo tiene que TENER MUCHAS HABILIDADES como las de acertar en: escoger gente; conocer y manejar, en favor del país, el escenario internacional (¿Ha demostrado habilidad con Venezuela y Nicaragua?); tener autoridad moral, de pensamiento crítico, argumentativo y eficaz en la dirección de la Fuerza Pública (Preguntarle confidencialmente a los altos mandos militares); su sola autoridad presidencial puede ser un cuchillo para su pescuezo al estar equivocado y no admitirlo en materia grave de seguridad nacional. No transigir en materia de orden público, pues su deber es mantenerlo. (¿Qué pasó realmente en el Cauca con el desalojo de la policía?) Saber dirigir una guerra convencional o asimétrica. (¿Lo ha hecho últimamente con las Farc?) Defender la inviolabilidad del territorio, la seguridad exterior, la honra de la república. (¿Qué pone en evidencia la actuación con Venezuela?) Convenir TRATADOS DE PAZ, es decir, con otros estados, y con ratificación del Congreso; no con grupos terroristas. (¿Traición a la patria?) Tener una asesoría de primer orden en el conocimiento de los diferentes tipos de leyes para sancionarlas con conocimiento y convicción; y lo conducente para supervisar y garantizar el éxito de una compleja y eficiente estructura pública y administrativa. Ser un experto en las mejores decisiones para la enseñanza – aprendizaje, pues de ahí depende el progreso del país. (¿Sabrá Santos lo que se requiere para enseñar y orientar la paz?) Son los anteriores elementos la prueba de nuestras falencias que aprovechan las Farc, por lo que este artículo le concierne de manera especial a Santos.

Contradicción del sistema. Tenemos entonces que para ser Presidente EXIGIMOS REQUISITOS MÍNIMOS Y VOTOS, PERO NO PRUEBAS DE IDONEIDAD PARA EL CARGO como sí se exige en todas las ramas de la administración pública y privada para dirigir un conglomerado social multiforme, complejo, del que dependen 47 millones de personas que EXIGEN IDONEIDAD PERMANENTE DE DIFERENTE ÍNDOLE para hacer subsistir y progresar esa estructura.

Esa asimetría de exigencias legales es lo que haría posible que Timochenko pueda, legalmente, ser Presidente si se le perdonan todas sus barbaridades. En ese papel está la Fiscalía, a nombre de la Paz. (Saboteo desde dentro del sistema por parte de uno de sus representantes más poderosos) Pero, si para ser Presidente se exigiera un palmarés ético, Timochenko no podría serlo. (Blindaje del sistema que los constitucionalistas perezosos ignorarán) En cuanto al perdón. Dios y nosotros perdonamos, pero no somos bobos. El perdón exige ARREPENTIMIENTO; es decir, remordimiento por la acción cometida, CAMBIO del estilo de vida que dio lugar a esas acciones; CAPACIDAD MORAL PARA ESTAR CONVENCIDO DE LA NECESIDAD DE ESE CAMBIO. ¿Han demostrado las Farc que tienen ESO? (Al insistirse en el perdón incondicional se promueve una confusión ética.)

Lo anterior y lo que sigue cosntituyen una contradicción del sistema que pasa inadvertida en este debate y que las Farc aprovechan. Para ser miembro de cualquier colectividad política que se presente a elecciones, a sus miembros se les exige CONDUCTA INTACHABLE Y NEXOS FAMILIARES O DE AMISTAD LEJOS DE TODA SOSPECHA, a lo largo de su carrera política. Y ahora la Fiscalía quiere ignorar ese requisito con las Farc. (Saboteo del sistema a nombre de la conveniencia.)

Prueba de la irracionalidad moral de la aspiración de las Farc, pero no de la probabilidad de que ocurra. Las Farc trabajan en la probabilidad mediante métodos falaces y terroristas en complicidad con ciertos miembros del establecimiento. ¿Por qué el campesino acertaría de manera absoluta en que Timochenko no puede ser Papa? Porque sabría que no tiene la PREPARACIÓN MORAL QUE GARANTIZA LA CAPACIDAD. ¿Cuál es el problema del articulito 191? Que especifica un derecho, pero no un deber para equilibrar ese derecho. El raciocinio del campesino le permite deducir ese equilibrio necesario. ¿Cuál sería ese deber? Haberse dedicado, a lo largo de la vida, de prepararse como profesional para ese cargo; de tener un palmarés probado de actuaciones éticas, (la mermelada no cuadra) morales, sujetas a la humildad, en la vida pública y privada, en la política, para la toma de dediciones acertadas que garanticen el cumplimiento del primer artículo (188) de las obligaciones como Presidente: “El Presidente de la República simboliza la UNIDAD nacional” por lo que no tendría la facultad de otorgar diplomas de ‘enemistad’ (elemento probatorio objetivo de la incapacidad) a quien no esté de acuerdo con su parecer; es decir, que tendría que tener la INTELIGENCIA EMOCIONAL Y ÉTICA que le permita cultivar la actitud de generar confianza, (Santos genera confianza muy limitada entre sus poquísimos seguidores reales, la familia y amigos; tampoco la genera con las Farc) para manejar y resolver los diferentes conflictos que su cargo conlleva. Segundo elemento probado sobre la hipótesis de nuestras falencias.

Técnica de manipulación: Inducción de una disonancia cognitiva que enmascara una imposible apelación a la piedad debido a la formación estalinista de las Farc. Por lo que parar el desangre es moralmente concebible de parte de Santos, pero inconcebible de parte de las Farc. Eso crea un conflicto permanente de credibilidad que se refuerza a diario. Con lo anterior se intenta hacer un lavado de cerebro para que CREAMOS en el proceso de paz; es decir, se nos exige un ACTO DE FE O CONFIANZA, lo que es un insulto a la dignidad de cualquier ser pensante. Eso era lo que se les pedía a los ciudadanos de las URSS, a los de Alemania e Italia: ignorar los abusos y características del régimen despótico, luego… ¿Quiénes son las totalitaristas, fascistas y neo nazis reales y operantes? Entendamos ahora por qué nos resistimos.

La fe humana o confianza en otros es la creencia firme en algo porque se tienen pruebas sólidas. ¿Cómo se quiere que manifestemos esa confianza en el caso del proceso de paz? (Manipulación desde la Presidencia) Intentando caminar sobre las aguas turbulentas de los hechos de terrorismo innegables, sin la mano extendida de un líder que nos dé confianza. Eso genera una contradicción en nuestra razón y emociones que los sicólogos llaman disonancia cognitiva que nos puede enfermar o enfurecer. Porque está visto que Santos le cree más a las Farc que al pueblo colombiano (La creencia en algo se expresa con acciones) que le dice que no queremos negocios con las Farc por la imposibilidad sicológica y vivencial expuesta. A esa imposibilidad de manera folclórica lo llaman TRAGAR SAPOS, pero es una técnica de manipulación: nombrar lo inaceptable para exorcizarlo.

Entendiendo cómo se pretende imponer la manipulación mediante la autoridad presidencial. No sé si Santos se cree Dios, o nos cree estúpidos, para esperar una fe ciega en él porque no ha sido ejemplo de que cumpla todas sus promesas. Cumplir promesas positivas o de castigo es lo que genera confianza y respeto. Eso lo saben los niños, los cónyuges, los miembros de un grupo criminal y especialmente las Farc que castigan a sus tropas por cualquier tontería. El engaño, la viveza para aprovecharse de los otros, no generan confianza. Enseñamos confianza o desconfianza con nuestro ejemplo. Pero también debemos saber ser humildes al reconocer nuestras limitaciones, sin hacer proselitismo con la humildad. Y ante todo, como la máxima figura pública del país, nuestras palabras, acciones y silencios deben demostrar que amamos a Colombia y a su gente por fuera de las cámaras de TV. Imponer una negociación con un grupo terrorista, incapaz de tener sentimientos humanos, con el objetivo de parar un desangre, ENVÍA UNA SEÑAL AMBIVALENTE. Esa posible manipulación se exorciza de nuevo mezclando lo inaceptable (el inapelable terrorismo inhumano que trunca toda posibilidad de entendimiento) con la obvia enemistad y se dice: se negocia con el enemigo. Manipulación: Lo obvio no tiene que ser ética y necesariamente aceptable.

Las exigencias conductuales y éticas , que no se cumplen en este proceso, y que blindarían las falencias constitucionales. Si repasamos cualquier constitución encontraremos que se fundamenta en una serie de valores políticos cuyo sustento es la ética pública que modelaría la conducta óptima del aspirante.

Prueba de que los requisitos espirituales no se cumplen frente a las exigencias de las responsabilidades que enfrentan, en cuanto a la actitud de conciliación que nos exigen a diario a través de los medios. No sabemos qué es lo que sucede en el día a día de la mesa habanera. María Jimena Duzán en su columna “Crónicas de un Proceso en Crisis” (Semana, Edición 1729) nos dice:

“La Mesa dejó de ser un espacio de reconciliación para convertirse en un espacio de la confrontación hostil que vive el país. Como nunca antes, la crisis se siente de manera implacable en los rostros de los negociadores de ambas delegaciones de La Habana. Los días en que unos y otros se saludaban con cierta naturalidad por los pasillos del hotel Palco de La Habana se esfumaron. Hoy lo que se percibe es una tensión, que frena los ímpetus y que les pesa cuando sus miradas se tropiezan y a regañadientes se saludan.” Describe la cronista lo que observó de la crisis y termina de manera esperanzadora diciendo:

“Sin embargo, las crisis también traen su lado constructivo: invitan a la reflexión y a que los enemigos históricos recurran a la imaginación política para salir de las viejas ataduras y darle paso a las propuestas audaces. Y por lo que pude constatar en mi último viaje a La Habana, tengo la impresión de que si no se pasa a la audacia y se le da rienda a la imaginación política, este proceso de paz no va a llegar a ninguna parte.”

Me atrevería entonces a sugerir que reflexionaran sobre los siguientes pasos de Pilera Espiritual para que se produzca el Milagro Político que MJD anhela:

1. La ley de la no contradicción tiene que funcionar poderosamente en la mente de los negociadores. Si desean la paz mientras que al mismo tiempo quieren o practican una segunda cosa que finalmente contradice la primera, entonces sus mentes se dividirán para servir a dos finalidades distintas que saboteará el logro de ambos objetivos. Es decir, no pueden comerse la torta y tenerla en la mesa al mismo tiempo. No pueden echar bala y sonreír porque les desorganiza el cerebro Es una tontería.

2. Un negociador de paz auténtico debe estar en un contacto íntimo con la ESENCIA DE UNA ÉTICA PÚBLICA que refleja el interior de las personas que verdaderamente quieren la paz.

3. Todo ser humano tiene su lado bueno y su parte oscura. Si el ‘ángel bueno’ no vence a su contradictor, no hay esperanza. Entonces esta es la verdadera lucha de cada quien. "El logro de nuestras metas depende de mi conciencia de lo mejor de mí, en relación con la verdadera paz, que encuentro en los momentos más felices e inocentes de mi vida; en aquellos momentos que verdaderamente me sacrifiqué por el otro, en aquellos días de luminosa honestidad conmigo mismo y los demás, de alegría por la valentía de hacer el bien que me libera del tremendo dolor de mis equivocaciones.” Luego, a medida que vayan a través de cada día, cada hora, repítanse ese propósito.

4. Si se dan cuenta que la rabia, la frustración, la ansiedad, la depresión, los hechos violentos del país, causados por las actitudes, palabras y acciones del enemigo empiezan a apoderarse de sus mentes, emociones, recurrir a la fortaleza dela paz interior que se he construido con los actos buenos de la vida para no perder el vínculo con la sabiduría. No sé si el terrorismo pueda tener esos materiales. Las siguientes son sugerencias para derrotar al enemigo común del gobierno y las Farc: el auto poderoso EGO.

5. “El miedo o los pensamientos de limitación no me pueden incapacitar para la paz." "Elijo elevarme por encima del miedo, enseñando así libertad a los demás." “Remplazo el miedo por la confianza.” “Veo, siento y quiero que en esto en realidad estamos juntos y no debemos temer.” “Intento ver y sentir las cosas de este proceso de una manera diferente que beneficie al país.” “Busco y lucho para que los que creo mis enemigos trabajen y luchen para el éxito del país y el proceso.” "Hago hincapié en las áreas de acuerdos probables." “Elevo la condición del mundo no permitiendo las manifestación de la dictadura en ninguna de sus versiones.” “Estoy al servicio de lo mejor y más elevado del universo y ese servicio me protege.” “Libero toda resistencia y contradicción interna y así el bien fluye hacia mí.” “Ese bien se llama paz, personal y colectiva.” “Encuentro maneras de engañar y librarme del maestro embaucador.” “"Rompo las cadenas de la esclavitud escuchando la voz interior en mi refugio de paz.” “Experimento invulnerabilidad cuando no me angustio por los resultados.” “Cuando no quiero nada para mi provecho personal, gana el país.” “Estoy en capacidad de hacer una oferta real de paz, justa, inteligente, sin peligros, con muchas ventajas para el país que no puede ser rechazada.” “Mi paciencia y sentido común me aseguran el éxito de este proceso; pero debo admitir con humildad que mis límites son diferentes a los de la inmensa mayoría de mis conciudadanos.” “Estoy al servicio del país, no de la guerra injusta.” ”Cuando sirvo a la libertad y la democracia estoy en mi mejor momento de vida.” “Le digo ¡SÍ A LA VIDA TODOS LOS DÍAS!

Según Forest Tennant, autoridad farmacológica de los EE UU, en el Coaching Empresarial esas ‘sugerencias’ producen una base bioquímica por la cual la gente se siente bien. En cuanto la gente escucha sobre el poder del entusiasmo, la autoestima, el éxito a su alcance, la prosperidad, libera sustancias químicas en su torrente sanguíneo que inundan el cerebro con endorfinas y produce hormonas neurotransmisoras tales como dopamina, serotonina, norepirefrina, que son muy eficaces. La inspiración puede literalmente crear energía para hacer mejor el trabajo, llevarse mejor con los demás, trabajar en equipo, brindar excelencia en el servicio al cliente, obtener resultados óptimos y mejorar la calidad en la producción. Cuando necesitamos energía es mejor participar en un programa de capacitación en el área del desarrollo humano, que tomar píldoras o ingerir licor o estimulantes externos. Los estimulantes internos que producen el poder de la palabra motivacional son más efectivos y permanentes y además no le hacen daño. Pero ese ‘poder espiritual’ de la palabra debe enfrentar la ‘realidad’ del terrorismo. Aquel en quien prevalezca la genética espiritual triunfará. Por la manera como vemos el comportamiento de la humanidad parece ser un porcentaje muy reducido. Pero un grupo, si de verdad piensa en el bien del país y no en su propio beneficio, si se decide a ser selecto y noble, puede vencer la tendencia generalizada.

La gente se extrañaba que el Centro Democrático tuviera un asesor espiritual. ¿Se entiende ahora por qué se le persigue? Porque Luis Alfonso Hoyos se preocupa por esos temas y relaciones en bien del país. Entonces la revolución que necesitamos no es la del Socialismo del Siglo XXI, sino el cambio de dos articulitos y un curso de Pilera Espiritual que esa sí paga para todos. Pero… hay que ser sabios.

El presidente Franklin D. Roosevelt expresó en una ocasión, “Creo que si le doy a Stalin cuanto me sea posible y no le pido nada a cambio, noblesse oblige, (la nobleza obliga), no intentara adueñarse de nada y trabajará conmigo para lograr un mundo de paz y democracia”; un estilo de negociar que deja a la voluntad del enemigo la capacidad de tomar decisiones fundamentales.

Roosevelt se equivocó y José Stalin impuso un imperio de terror de proporciones nunca antes conocidas en la historia. La indulgencia ni la espiritualidad seducen a la maldad.

Otros artículos en

Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS 3 Válido! RSS Válido