Photo Uribe
Logo Small

Sábado 22 de Septiembre del 2018

MI VOTO POR LA PAZ

Publicado en:

Fcppc  | 

Autor(a): José Félix Lafaurie  |

Fecha: 06/06/2014

 

Es tal el alineamiento de medios y columnistas con la campaña reeleccionista, que cualquier lector que se conforme con el título de esta columna -el de moda- podría afirmar que votaré por el candidato-presidente. No en vano, “el régimen” -al decir de Álvaro Gómez- lleva meses tratando de convencer a los colombianos de una ecuación que no cuadra: negociación = Paz = Santos, es decir, que solo reeligiendo a Santos es posible la paz, y solo es posible la paz negociando con las Farc en las condiciones extorsivas de La Habana.

¿Y cuáles son esas condiciones? Primero: a espaldas del país, en un inconveniente secreto que se ha querido vender como necesario. Segundo: sin que la contraparte, que también dice estar interesada en la paz, deje de asesinar policías desarmados, volar oleoductos, reclutar niños, extorsionar, producir drogas y traficar con ellas, amén de otros crímenes de guerra. Tercero: sin plazos. La negociación de meses, que se exigió con arrogancia y se anunció con oportunismo, lleva dos años y faltan los puntos más críticos y las salvedades que han quedado para el final como desacuerdos irreconciliables. Cuarto: con el modelo económico dentro de la agenda -el desarrollo rural integral- y hasta instituciones democráticas fundamentales como la organización política y electoral. Y quinto: con impunidad total según las Farc, o disfrazada según el Gobierno, que ya anticipa, a través del Fiscal, opciones insólitas como el “trabajo social” para pagar delitos de lesa humanidad. No quiero ver a Timochenko en el Congreso de la República, pero tampoco lo imagino limpiando parques, cuidando ancianos o ayudando a dirigir el tráfico.

¡No! Yo también voto por la paz, como esos columnistas que se apropian de tan caro anhelo de los colombianos para cantar su voto reeleccionista. Pero yo voy a votar por una paz digna, una paz en que se pueda creer, una paz con perdón y reconciliación pero sin impunidad; por una paz que preserve nuestras instituciones y no las negocie como pago extorsivo para acallar los fusiles.

Que la paz se hace con los enemigos, ¡claro!, pero con enemigos que también quieren la paz y lo demuestran con hechos. Si es así, ¿qué necesidad tienen de explotar el tubo cada semana, afectar a comunidades pobres y acabar con la naturaleza? ¿Es eso voluntad de paz o amenaza extorsiva? Si hablan de paz, ¿para qué asesinar al capitán Ortiz Lozada en la Unión Peneya?, un joven que nadie había "prestado" para la guerra, sino que había elegido el servicio a su patria como vocación.

Que la paz que ofrece Zuluaga es un engaño guerrerista con condiciones que hacen imposible la negociación. ¡Otra falacia! ¿Será mucho pedir que suspendan el terrorismo, devuelvan secuestrados, informen sobre desaparecidos, entreguen tierras despojadas, mapas de campos minados y menores reclutados? ¿Es demasiado pedir que abandonen el narcotráfico, reconozcan que han victimizado a la sociedad y se sometan a un sistema transicional de generosa justicia y a un programa de reincorporación de sus combatientes? ¡Eso es lo que se tenía que negociar! Nunca el modelo de desarrollo rural, ni la política de tierras, ni el estatuto de la oposición, ni la política antidrogas o la de reparación a las víctimas.

Esa es la negociación que comparto. Esa es la paz que apoyo con mi voto por Oscar Iván Zuluaga.

Nota bene. Me impresiona una coincidencia gestual de la dupla Santos-Vargas en los debates. Es esa mueca de sonrisa burlona mientras habla su adversario, que contrasta con la dignidad y compostura de Zuluaga y Holmes. Los gestos también hablan.

Otros artículos en Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.001% que cumple todas las especificaciones técnicas y logra una calificación mínima de 98/100 en todas las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed" y de 100/100 en las de "Pingdom", que también certifica que la velocidad de este portal es superior al 95% de la del resto de portales del mundo. Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de los botones abajo:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Pingdom Test Google PageSpeed