¿Usted firma cheques en blanco?

¿Usted firma cheques en blanco?

“Se puede confiar en las malas personas, no cambian jamás”. William Faulkner

Luego de leer el agobiante texto del acuerdo de impunipaz entre el grupo narcoterrorista y su coequipero gubernamental, con millones y millonas de alusiones y alusionas a ambos sexos al mejor estilo Vene-revolucionario, además de la derrota que sufrirá el 99,988 % de la población por parte del 0,012 %, es evidente que la trampa apenas comienza el día 2 de octubre cuando intenten aprobar la ley “Ser pillo paga”.

Lo digo porque en todo el documento las imposiciones del grupo criminal están “apenas enunciadas” y lo realmente peligroso e indignante queda para definirse luego de la aprobación. Votar por el Sí es como firmar un cheque en blanco en el que quienes le prometen falsamente que no habrá guerra, conflicto, secuestros, extorsiones, narcotráfico, violación de niños, minería ilegal y asesinatos, luego llenarán la cantidad que va a salir de sus bolsillos.

Uno no firma un cheque en blanco y menos aun cuando quienes luego pondrán la cantidad no se merecen la mínima confianza, pues se conoce su historial y prontuario. Ninguna de las partes asociadas para definir posteriormente la ley “Ser Pillo Paga” es digna de confianza como para autorizarlas a ciegas a un cambio legal, judicial, institucional y económico de la magnitud que apenas se describe en las 297 páginas.

Si lo que se enuncia es aterrador, lo que no se define y queda pendiente es peor.

Del gobernante actual los colombianos sabemos por los hechos y sus “cartas secretas”, que no le son ajenas las aguas de la traición, la mentira y el incumplimiento, y que por su ineptitud su único logro ejecutivo es haber conseguido que Colombia sea nuevamente el mayor productor de cocaína del mundo. Y del grupo criminal FARC sabemos que lleva décadas engañando, matando, violando niñas, extorsionando, secuestrando y delinquiendo pero diciendo que ellos no lo hacen. No entiendo entonces por qué deben quedar autorizados para que luego del 2 de octubre completen y reglamenten prácticamente todo lo que queda pendiente del acuerdo que se hizo público, pero al que se le “embolataron” dos artículos que seguro alguien se los robó. Es que el que con bandidos se junta…

Y si dejarle a estos “angelitos” firmado en blanco el acuerdo no fuese un suicidio colectivo, el facilitador en el Palacio de Nariño, logró que su Congreso le aprobara un golpe de Estado constitucional que le otorga “plenos poderes por un año”, al mejor estilo de las leyes habilitantes venezolanas, para convertirse en dictador con derecho de aprobar por vía expedita y sin forma de condicionar y posteriormente corregir, las leyes y disposiciones necesarias para la “negociación de Colombia”, no la negociación de la paz.

Al lado de semejante estupidez y acto de irresponsabilidad, el episodio de “La Patria Boba” tendrá que rebautizarse como de genialidad.

Diga NO a la ley “Ser Pillo Paga”.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Buscar

Facebook

Ingresar