Eln se convirtió en paramilitar al servicio de Maduro: Rangel

Eln se convirtió en paramilitar al servicio de Maduro: Rangel

EL NUEVO SIGLO: ¿Se está deteriorando la seguridad en el país?

ALFREDO RANGEL: A pesar de que la situación de seguridad registra una leve mejoría en muchos indicadores como disminución del homicidio y secuestro, hay una percepción ciudadana muy negativa debido al incremento de ciertos delitos urbanos cuyo crecimiento no ha podido ser controlado: robo de celulares, asaltos callejeros, etc., que impactan de manera muy negativa.

De otro lado, el narcotráfico está disparado en muchas regiones del país, y ese sigue siendo el principal insumo para muchas bandas criminales y de disidencias que se alimentan de dineros ilegales.

ENS: Aunque ya no están las Farc en el escenario, la situación es crítica en regiones como el Catatumbo y Chocó…

AR: Desafortunadamente el Eln, las disidencias de las Farc y otras bandas criminales vinculadas al narcotráfico representan una amenaza muy grave para la seguridad nacional, sobre todo en regiones donde los cultivos de coca se han multiplicado exponencialmente en los últimos años. Todo ello ha llevado al aumento de los cultivos ilegales y al fortalecimiento de todo tipo de bandas criminales.

ENS: ¿Ha fallado la estrategia del Gobierno para copar territorios que antes eran de las Farc y ahora se los disputan las bandas criminales, como Chocó?

AR: Me parece que el desgobierno en los últimos cuatro años y en especial durante los diálogos con las Farc llevó prácticamente a una situación de parálisis de las Fuerzas Militares y de acción del Estado para controlar esos territorios.

Obviamente para el actual Gobierno es un reto comenzar a imponer la soberanía del Estado en esas zonas. Será un trabajo dispendioso y obviamente todos los colombianos esperamos que el Gobierno tenga éxito en la recuperación de la seguridad a partir del debilitamiento de los grupos armados criminales y la reducción sustancial del narcotráfico.

ENS: ¿Qué hacer con el Eln?

ARS: Al Eln hay que debilitarlo al extremo para obligarlo a negociar en las condiciones del Estado, que necesariamente tendrán que ser distintas, más exigentes y rigurosas que las que en su momento le impusieron las Farc al gobierno de Juan Manuel Santos.

ENS: Pero el gobierno Duque le cerró las puertas al Eln, ¿solo queda entonces la acción militar?

ARS: El presidente Duque no ha cerrado las puertas al diálogo con el Eln, simplemente ha condicionado la reanudación de ese diálogo a que el Eln se comprometa a devolver todos los secuestrados en su poder, a dejar de atentar contra la Fuerza Pública y contra la población civil y a no seguir atentando contra la infraestructura energética del país.

ENS: Pero el Eln no ha dado muestras de querer cumplir alguna de estas condiciones…

ARS: Yo lo que creo es que el Eln está muy dividido en su interior: hay grupos muy radicales comprometidos con el narcotráfico que no ven un buen final de la confrontación con el Estado y esperarían enriquecerse aún más con el narcotráfico antes de sentarse a negociar. Y hay otro sector que es consciente de que su proyecto político-militar fracasó rotundamente y que su única opción es buscar un acercamiento de paz.

Sin embargo, este último grupo es demasiado pretencioso en sus exigencias y eso estuvo aupado por el gobierno de Juan Manuel Santos que no corrigió con el Eln los errores que se cometieron con las Farc.

ENS: ¿Hay un desplazamiento estratégico del Eln hacia Venezuela?

ARS: No hay duda de ello. Hay muchos estudios y análisis que dan cuenta de que el Eln se ha venido fortaleciendo no solamente en Colombia sino también en Venezuela, donde se ha convertido es prácticamente un grupo paramilitar al servicio de la dictadura para someter al pueblo venezolano.

ENS: ¿Definitivamente sigue narcotizada la agenda bilateral con Estados Unidos?

ARS: La agenda con Estados Unidos la disparó la multiplicación por cinco de los cultivos sembrados con coca que partió de 48.000 hectáreas al comienzo del gobierno Santos y hoy va en más de 200.000 hectáreas. Obviamente esa situación es lo que volvió a narcotizar la relación bilateral con el gobierno de Washington.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Buscar

Facebook

Ingresar