Photo Uribe
Logo Small

Lunes 11 de Diciembre del 2017

¡Cacería!

Publicado en:

Fcppc  | 

Autor(a): José Félix Lafaurie  |

Fecha: 03/10/2015

 

Foto: upi.com

Una vez suscrito el Acuerdo de Justicia Transicional ya suenan las trompetas solemnes que anuncian el advenimiento de la paz, pero también las sombrías trompas de caza, que llaman a persecución y cacería de brujas para meter en la Jurisdicción Especial a quienes, a juicio de las Farc y sus agentes oficiosos, son los verdaderos responsables de la violencia en el país.

Las Farc se salieron con la suya y lograron socializar su culpa. Todo el estamento político, institucional, económico y militar de las últimas décadas es tanto o más culpable que la guerrilla y, por ende, hay que ir en su busca y llevarlo ante la nueva jurisdicción. Y como entramos en una etapa de modernidad judicial que desestima la prueba o el testimonio verificable para privilegiar “el contexto”, entiende uno la insistencia en la investigación de las raíces del conflicto y en la Comisión de la Verdad, con investigadores puestos a partes iguales por el Gobierno y las Farc, como sucederá seguramente con la selección de jueces y magistrados de la jurisdicción que habrá de juzgarlos a ellos y a sus enemigos. Tamaño poder jamás lo ha tenido el ciudadano del común, sometido voluntariamente al Estado de Derecho y bastante indefenso ante la justicia.

Ya circulan amenazantes trinos de Anncol cuya autenticidad no está confirmada, pero falta que hace, pues basta entrar a ese medio digital de las Farc para sentir el viejo discurso altisonante, cantinflesco y descarnadamente violento, que habla del “oligopolio mediático contrainsurgente de Colombia” para referirse a los medios, alaba las tropelías de Maduro y las califica como “el plan integral del gobierno venezolano para recuperar sus fronteras”, insulta groseramente a senadores y funcionarios, del Presidente para abajo; arremete contra “el imperio” y mantiene encendida la candela del odio de clases.

Desde allí se anuncia que no habrá impunidad -¡qué tal!, los pájaros tirándole a las escopetas- “para los responsables de los crímenes de lesa humanidad en la cruenta guerra civil nacional”, lista en la que hay expresidentes, líderes políticos y, también, “cientos de empresarios, cientos de terratenientes, centenares de exgobernadores, exalcaldes, directores de medios, magistrados y ex magistrados”.

El sistema pareciera estar diseñado más para facilitar esa cacería de brujas que para juzgar a las Farc. Causa escalofrío revisar las explicaciones de Juan Carlos Henao, quien abrió un gran debate cuando afirmó que “el principio es que no hay personas que estén por fuera del sistema”. Pero también aclaró su capacidad para abrir Cajas de Pándora, pues “Su competencia es sobre todo el conflicto armado (…). “Puedo decir que el Tribunal quedó con facultad de revisar sentencias de otras jurisdicciones”, para lo cual el sistema puede actuar de oficio. “El Tribunal es el órgano de cierre y no hay ningún recurso que pueda atacar esa decisión. Es decir, después de que hay sentencia del Tribunal, hasta ahí llegamos”.

Hasta ahí llegamos, ¿Quiénes? Porque los crímenes de las Farc son incuestionables: ¿Serán los inocentes enredados por falsos testigos y ahora por “el contexto”? ¿Los miles de declarados inocentes en casos cerrados por un Estado de Derecho que se había prometido no vulnerar? ¿Miles de productores agropecuarios, industriales, comerciantes, multinacionales inclusive, que fueron extorsionados por unos y otros, pero hoy pueden ser acusados de apoyar el paramilitarismo, mientras la extorsión guerrillera, como ya sucedió con el narcotráfico, terminará siendo la contribución a una legítima causa revolucionaria?

Se abre un camino, pero la jurisdicción especial para la paz no puede ser la hoguera de una cacería de brujas, ni puede ser convertida en una amenaza sustitutiva a la de las armas.

Otros artículos en

Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

Jaime Sánchez Cortés

03/10/2015 10:57 AM

Porqué no se ha publicado el famoso convenio de impunidad para la FARC y persecución para sus enemigos? Si es tan transparente como afirma el Gobierno, los ciudadanos deberían conocerlo y debatirlos antes de que lo aprobara el congresito y la Ley madura que se propone. El papa habló de paz con justicia y creo que todos estamos de acuerdo con esa concepción. Nunca dijo aprobar la paz con impunidad como dicen los que pretenden convertirlo en soporte de ese esperpento de justicia transicional que ha aprobado el Gobierno. Cuatro años necesitaron los países democráticos para acabar la segunda guerra mundial y es extraño que lo recuerden quienes sostuvieron durante largo tiempo de que ninguna guerra se ha ganado por las armas. Aunque tarde es bueno rectificar.

Juan Oliveros Simanca

03/10/2015 7:06 AM

Sería bueno que algunos ‘opinadores’ que se autoculpan de no saber leer, leyeran la editorial de Juan Manuel Santos ‘Coger al toro por los cachos’ del 4 de septiembre de 1998, publicada en El Tiempo para que constate que proponía co gobernar con el Mono Jojoy. También leer el capitulo ‘Días de conspiración’ de Mi Confesión de Carlos Castaño en donde se planeaba refundar la patria con las AUC, Farc, esmeralderos, etc. No creo que haya gente bruta que opine, sino desmemoriados.

Opinióndemocrática

03/10/2015 5:30 AM

Por algo será que Alvaro Uribe Vélez y su parranda de lambones critican el convenio entre las FARC y el gobierno, cuando ni siquiera se ha publicado; será que son los únicos inteligentes en Colombia?, según ellos: la iglesia y todos los que apoyamos el proceso de paz, incluyendo al Papa, somos una parranda de brutos o de imbéciles, que no sabemos leer.

Deberían explicarle al pueblo colombiano la incapacidad del gobierno de Uribe que no pudo exterminarlos o llevarlos a una rendición incondicional en ocho largos años de gobierno; a los gringos les fueron suficientes 4 años para ganarle la II guerra mundial a Alemania y Japón.

Infortunadamente nuestro pueblo mantenido en una impresionante ignorancia, sin identidad propia, jamás reclamará una verdadera Democracia, farsantes!

i

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido