Domingo 19 de Noviembre del 2017

Contra el fraude anunciado en Venezuela

Publicado en:

El Tiempo  | 

Autor(a): Sergio Muñoz Bata  |

Fecha: 23/11/2015

 

Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos - Foto: dw.com

Espero que el ejemplo de Almagro y de Macri se extienda por todo el hemisferio, y los presidentes latinoamericanos alcen la voz si los chavistas insisten en aferrarse al poder mediante el fraude.

Las declaraciones del recién electo presidente de Argentina, Mauricio Macri, y las cartas de Luis Almagro, secretario general de la Organización de Estados Americanos, sobre Venezuela hacen renacer la esperanza de que finalmente los líderes del continente defenderán sin fingimientos ni dobleces el sistema democrático en el hemisferio.

El triunfo de Mauricio Macri en Argentina no solo libera a sus compatriotas del populismo, la corrupción y la demagogia rampante durante los doce años que duró el kirchnerismo, sino que promete un nuevo estilo de gobernar en América Latina que no teme denunciar públicamente a quienes violan los derechos humanos y políticos de las personas.

Macri prometió que de ganar la presidencia exigiría a Nicolás Maduro la liberación inmediata del líder opositor Leopoldo López y añadió que de no prosperar la exigencia reclamaría a Mercosur que aplicara a Venezuela la cláusula democrática que establece que “la plena vigencia de las instituciones democráticas y el respeto irrestricto de los derechos humanos son condiciones esenciales para la construcción de un futuro común de paz y prosperidad económica y social”.

Algo semejante ha ocurrido con la elección del uruguayo Luis Almagro a la Secretaría General de la Organización de Estados Americanos, quien también se ha estrenado pisando fuerte. Después de la lamentable gestión de su predecesor, el chileno José Miguel Insulza, quien se distinguió por su falta de liderazgo, su mala administración financiera y su desastrosa indeterminación para pronunciarse políticamente, Almagro ha iniciado su gestión con fuerza e integridad.

En su afán por colaborar a la resolución de los conflictos de Venezuela, visitó a los líderes de la oposición venezolana y oyó las denuncias de las esposas de algunos de los 79 presos políticos en las cárceles del país. La visita de Almagro provocó el malestar del gobierno de Maduro, que prefiere lavar la ropa sucia en familia, y solícito, el excanciller Elías Jaua le recriminó a Almagro su intervención.

Este le respondió con una carta de antología: “Ninguna revolución, Elías, puede dejar a la gente con menos derechos de los que tenía, más pobre en valores y en principios, más desiguales en las instancias de la justicia y la representación, más discriminada dependiendo de dónde está su pensamiento o su norte político. Toda revolución significa más derechos para más gente, para más personas”.

Almagro también ofreció enviar una misión de observación electoral de la OEA a los comicios de diciembre próximo. El rechazo del Gobierno venezolano al ofrecimiento motivó una respuesta demoledora de Almagro a la presidenta del Consejo Electoral Nacional, en la que le expresa con gran lucidez por qué duda que la transparencia y la justicia electoral estén garantizadas en las próximas elecciones.

“La carta de Almagro –me dice Peter Hakim, presidente emérito del Diálogo Interamericano– es enérgica, fuerte en el contenido y en su presentación, y ofrece un análisis inteligente y de enorme calidad que demuestra un muy convincente compromiso ético”.

Una opinión semejante es la del exembajador de EE. UU. en Venezuela Charles Shapiro, “Almagro es un demócrata al que no le tiembla la voz al decir que las elecciones deben ser limpias y libres, algo poco común entre los líderes latinoamericanos. Fíjate”, me dice, “quienes han tenido el valor de criticar a Maduro son expresidentes, ninguno en funciones, salvo Luis G. Solís, de Costa Rica”.

Concuerdo con Hakim y Shapiro, y espero que el ejemplo de Almagro y de Macri se extienda por todo el hemisferio y los presidentes de México, Colombia, Chile, Perú, Brasil Canadá y Estados Unidos tengan el valor de alzar la voz si Maduro y sus compinches intentan aferrarse al poder mediante el fraude.

Otros artículos en

Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

calvo

25/11/2015 9:44 AM

Ningun presidente latino americano en funcion se a atrevido a pronunciarse contra Nicolas Maduro por la sencilla razon que estan untado de los chantaje que
este elemento a utilizado para mantenerlos a rayas y a su favor,Solamente el señor Luis almagro, secretario de la OEA,Mauricio Macri presidente electo en los ultimos comisios en argentina y Luis Solis de costa Rica, quienes con un sentido valeroso de lo que de defender la verdadera democracia en latino america no les tiembla el pulso
para a un gobierno dictatorial como el de Maduro exigirle transparecia en las proximas elecciones ,Dios quiera que el presidente santos se unte de valor y se una a estos
tres mosqueteros,y asi ayudar a la causa de nuestros hermanos Venezolanos a no ver como se hunde la patria de Simon Bolivar

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS 3 Válido! RSS Válido