Photo Uribe
Logo Small

Miércoles 21 de Agosto del 2019

Informe del Centro Nacional de Memoria Histórica….¡parece obra del enemigo!

Autor(a): Jaime Ruiz Barrera  | 

Fecha: 17/08/2013

Exclusivo para FCPPC
 

El Centro Nacional de Memoria Histórica que es un establecimiento público del orden nacional, adscrito  al Departamento para la Prosperidad (DPE), acaba de publicar un documento titulado ¡BASTA YA!, elaborado por un grupo de abogados, sociólogos, politólogos, un comunicador social, un sacerdote jesuita, una trabajadora social, una antropóloga, un economista y curiosamente, una única historiadora perteneciente a  una universidad argentina.

Este extenso documento, con más de 400 páginas, consulta en forma selectiva algunas fuentes y recoge varios  testimonios sobre la realidad histórica de la violencia armada sufrida por el país en los últimos sesenta años. En seis capítulos, desarrolla diversos temas relacionados con las dimensiones y realidades de la guerra, sus motivos y transformaciones, la justicia, los daños y los impactos sobre las víctimas, las memorias de los sobrevivientes y termina con ocho páginas de recomendaciones sobre derecho a la verdad, derecho a la justicia, derecho a la reparación, garantías de no repetición y como debe construirse la paz.

Dada la importancia y el valor que se le ha dado a este documento, se  requiere una urgente y juiciosa revisión de carácter institucional, sobre ciertos hechos relacionados con los 21 casos emblemáticos que se han tomado como referencia y sobre los cuales, utilizando habilidosamente  algunos de estos, se ha querido cuestionar nuestra responsabilidad  como gestores directos de una buena parte de la violencia armada que ha afectado a este país en los últimos sesenta años.  Con estas afirmaciones, lo que se pretende es sustentar y aprobar lo que la extrema izquierda radical (ONGs nacionales y extranjeras), ha venido denunciando constantemente como " terrorismo de estado". O sea distorsionando lo concerniente a las herramientas legales y constitucionales que utiliza el Estado a través de su fuerza pública, particularmente el Ejercito, para reprimir las organizaciones terroristas que actúan en nuestro territorio.

Las fuentes consultadas por los autores del documento (unos cuantos de reconocida tendencia izquierdista), son bastante excluyentes. Aparentemente, se utilizaron muchas falsas victimas que fueron entrevistadas en zonas tradicionalmente afectas a los terroristas  y también algunas otras organizaciones de reconocida posición antimilitarista, como es el caso del CINEP. Esto le resta autenticidad y por consiguiente credibilidad. No se tuvo en cuenta otras fuentes que pudieran aportar otra visión diferente del conflicto armado. Por ejemplo, nuestras propias Fuerzas Militares, las cuales han sido parte importante  dentro de este conflicto. Nuestros archivos, nuestras experiencias, nuestras publicaciones e infinidad de estudios realizados a través de los años sobre este particular, son sin duda alguna de gran valor histórico. Todo esto fue inexplicablemente desconocido. En otros términos, no es otra cosa que un documento sesgado y evidentemente politizado que no puede ser utilizado como texto obligatorio para la enseñanza en los distintos centros educativos del país, tal como lo  anunció el gobierno nacional……. ¡No podemos aceptar una historia tendenciosamente mal contada!

Algunas de las fuentes consultadas, no son suficientemente creíbles. Revisar estos hechos, es absolutamente indispensable. Ciertas sutilezas, opiniones o desfiguración descuidada o mal intencionada de la realidad, alteran peligrosamente la verdad verdadera, la verdad histórica que es la que estamos obligados a conocer.

Por otra parte, sus efectos pueden tener graves repercusiones en nuestras instituciones armadas. Corresponde esto a una ¿verdad judicial o a una verdad histórica? ¿Qué es lo que en el fondo se pretende?

Ya se propone que el Estado, y por supuesto nuestras FF.MM., deben ser las primeras en pedir perdón por esta tragedia y todos los "atropellos" cometidos en estos sesenta años de violencia armada.

Es decir,………. ¡somos unos grandes criminales que hemos conformando una peligrosísima institución: FUERZAS MILITARES DE COLOMBIA!

En estas condiciones, es de esperar que los terroristas procedan a justificar, como ya lo vienen haciendo, que su lucha armada corresponde a "una justa y obligante respuesta frente a una agresión de que han sido víctimas a través de un constante y sistemático  terrorismo de estado". Son víctimas, no victimarios.

El partido comunista colombiano (PCC) y sus diversas corrientes políticas que ha utilizado o en las cuales se ha transformado, no es objeto de ningún tipo de cuestionamiento. Su protagonismo en diferentes hechos de violencia ha sido inexplicablemente desconocido. A diferencia del Estado, ha quedado totalmente exonerado.

En estas circunstancias, debemos estar preparados desde ya, para responder prontamente ante las nuevas"Comisiones de la verdad" que serán creadas con nuestros detractores y que han sido acordadas en el Marco Jurídico para la  Paz, si hay un eventual acuerdo para la terminación del conflicto armado con la organización terrorista FARC.

De todos es bien sabido, que en caso de sucederse, no habrá desmovilización total de estos terroristas. Los que no lo hagan, se constituirán en grupos armados ilegales que obviamente continuaran con el lucrativo negocio del narcotráfico, contando a su vez con la gran ventaja que les proporcionara lareducción de las FF.MM., tal como lo prepone este preocupante estudio, ya que en uno de su apartes recomienda categóricamente  que " al dar tránsito de una situación de guerra a una de paz, los presupuestos mayoritarios deberán ir a educación y salud, y no para seguridad y defensa".

¿En qué quedamos por Dios?……………… este estudio no parece haber sido, ni contratado, ni aprobado y mucho menos difundido con tanto estruendo publicitario por el gobierno nacional………. ¡parece obra del enemigo!

Esta obra es una victoria más que se da en esta guerra política que preocupantemente viene perdiendo el Estado Colombiano, y en especial nuestras FF.MM., ante la desidia e indiferencia de todos.

Brigadier General (RA) Jaime Ruiz Barrera

Otros artículos en Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.00001% que cumple a cabalidad TODAS las especificaciones técnicas del W3C relacionadas abajo y que además logra una calificación mínima de 98/100 en TODAS las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed". Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de estos botones:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Google PageSpeed