Photo Uribe
Logo Small

Miércoles 18 de Septiembre del 2019

PUNTO FINAL

Autor(a): Oswaldo Álvarez Paz  | 

Fecha: 23/02/2014

Exclusivo para FCPPC
 

EXPRESO, Lima

Escribo el viernes 21F. Los acontecimientos en Venezuela siguen en pleno desarrollo. Violencia física e institucional por parte del gobierno en contra, inicialmente de los estudiantes universitarios, ahora de todo el país democrático en la mayoría de las ciudades. La protesta se ha ido extendiendo. Suele pasar cuando el incendio pretende apagarse con gasolina. Decenas de muertos, centenares de heridos, agresiones al por mayor a viviendas y edificios públicos o privados donde sospechan pueden refugiarse alternativamente los manifestantes. Uso indiscriminado de las fuerzas militares, de las policiales que tienen bajo control y, lo que es gravísimo, de unos paramilitares mejor armados que la policía, civiles que integran una cosa que llaman “colectivos” normalmente motorizados y en ocasiones encapuchados. Asaltan, roban, disparan a discreción y gozan de total impunidad por parte del régimen. Por supuesto, las calles lucen vacías, barricadas defensivas en los barrios y urbanizaciones comercios cerrados, dando la impresión de indignación enlutada colectiva. Esto no puede durar mucho tiempo más.

En Venezuela hay muchas cosas por las cuales protestar. Ineficiencia y corrupción sin precedentes, la inflación más alta del continente, la escasez de artículos de primera necesidad, incluidas las medicinas, la inseguridad física y jurídica de las personas y de los bienes, el desastre hospitalario y educacional, son algunos de los males actuales. Están sobre diagnosticados. Son algunos de los condimentos de las protestas. Pero hay algo de mucho más fondo.

Cuanto sucede es consecuencia de la pretensión de imponer a sangre y fuego el esquema castro-comunista del llamado “Socialismo del Siglo XXI” que Hugo Chávez usó como coartada retórica para proyectarlo en toda el área con el soporte internacional del Foro de Sao Paulo y de los petrodólares que los precios del petróleo le permitieron manejar a su antojo, incluso violentado el propio ordenamiento jurídico interno. Para el día de hoy, con unas instituciones prostituidas, nuestro país está en manos de petrochulos, oportunistas y rentistas de distintas partes del mundo. Algunos con el ropaje de gobernantes “democráticos” y de “empresarios” del más variado pelaje.

Para evitar que el continente y el mundo sepan con precisión lo que sucede, la represión toca violentamente a los medios de comunicación independientes que van quedando y ahora, a los internacionales. Sacaron del aire al canal colombiano de amplia cobertura mundial NTN24 y el ilegítimo Presidente Maduro lanzó una grave amenaza contra CNN, cuando simultáneamente expulsaba del país a tres funcionarios diplomáticos estadounidenses acusándolos de conspiradores y financistas del golpe en marcha contra su gobierno. Aquí los golpistas y las armas están en el gobierno. No en las universidades.

oalvarezpaz@gmail.com

Viernes, 21 de febrero de 2014

Otros artículos en Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.00001% que cumple a cabalidad TODAS las especificaciones técnicas del W3C relacionadas abajo y que además logra una calificación mínima de 98/100 en TODAS las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed". Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de estos botones:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Google PageSpeed