Photo Uribe
Logo Small

Viernes 19 de Octubre del 2018

Se desnudó la política colombiana

Publicado en:

El Tiempo  | 

Autor(a): Cecilia López Montaño  |

Fecha: 28/10/2015

 

Foto: eluniversal.com.co

Lo colectivo, lo público, el bienestar general quedaron enterrados y fueron suplantados por ese individualismo cortoplacista, egoísta.

Si a alguien le quedaba alguna duda sobre el nivel tan bajo al que ha caído la política colombiana en muchas regiones, esta campaña que terminó el 25 de octubre se la despeja. Lo destacable son cosas realmente vergonzosas: candidatos elegidos que jamás tendrían la más mínima posibilidad en una sociedad que tuviera algún respeto por sí misma, no solo por actos corruptos, sino por su poca preparación para manejar un departamento, una pequeña ciudad, una asamblea departamental o un concejo municipal. Ríos de dinero cuya procedencia es cuestionable, bien porque viene de actividades ilícitas, o porque se emplea para contratar de antemano obras que terminarán en nada, gastando billones.

Si esto no se detiene, continuará agravándose la crisis de la política colombiana. Esta realidad saca de las campañas, y del ejercicio mismo de la política en áreas del país, a cualquier hombre o mujer realmente decente que tenga verdadera vocación política. Ante la dudosa calidad de muchos de los postulados para estos cargos, hoy algunos de los ya elegidos reciben la noticia en la cárcel, o van a llegar a ella después de posesionados.

La primera pregunta tiene que ver con lo que sucederá después de los acuerdos con la guerrilla. Como lo que se ha elegido es la nómina de mandatarios locales, y es allí donde se debe empezar a construir ese nuevo país, ¿de qué territorios estamos hablando? Cuando se supone que ahora sí el Estado podrá empezar a recuperar el control perdido en muchas zonas críticas, ¿cómo lo logrará cuando en estas elecciones han salido fortalecidos los feudos locales y, ahora, regionales? Y no se trata solo de ‘paras’, mafiosos, ladrones, sino de políticos reconocidos como eficientes, que, aliados con personajes de quinta, dominarán regiones –como es el caso de la familia Char en la región caribe–.

La segunda pregunta es: ¿cómo es posible que Dilian Francisca Toro haya sido elegida gobernadora del Valle con el mayor apoyo regional? Que los pobres de ese departamento, a los cuales les ha dado puesticos y dádivas, estén con ella vaya y venga; pero que los ‘cacaos’ de ese departamento también piensen que ella lo haría bien es incomprensible, a menos que se entienda por ‘bien’ su mayor capacidad de influencia para que no se les dañen sus negocios. Es el caso del Magdalena, del Cesar y de Córdoba, y muchos otros departamentos que caerán en manos de personajes cuyos familiares, promotores, o ellos mismos, ostentan un pasado oscuro.

Las preguntas finales son: ¿qué le pasó al electorado colombiano de parte del país que respalda esta horrorosa forma de hacer política? ¿Por qué votan por semejantes exponentes de todo lo que no debería ser un líder político? Los malos no son solo los candidatos y esos líderes de unos partidos políticos descarados, inescrupulosos e irresponsables.

A todo nivel, se perdió el valor real de la política. Lo colectivo, lo público, el bienestar general quedaron enterrados y fueron suplantados por ese individualismo cortoplacista, egoísta, sobre todo de quienes a conciencia saben que han contribuido a que esta profesión se deteriore de esta manera. La política en Colombia se convirtió –con honrosas excepciones– en el refugio de muchos inescrupulosos, donde cada vez más llegan los malos y se ‘queman’ los buenos.

Debería haber un juicio de responsabilidades, del cual se salvarían pocos. Cómo se sentirá Cambio Radical, cuyos votos se olvidaron de la ética, como en La Guajira, entre otros. O cómo estará el Partido Liberal, no solo por la triste pérdida de Pardo en Bogotá, sino por personajes como el Gobernador de Santander.

Otros artículos en Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.001% que cumple a cabalidad TODAS las especificaciones técnicas del W3C relacionadas abajo y que además logra una calificación mínima de 98/100 en TODAS las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed". Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de estos botones:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Google PageSpeed