Photo Uribe
Logo Small

Viernes 15 de Diciembre del 2017

Terrorismo urbano

Autor(a): Ariel Peña González  | 

Fecha: 20/06/2016

Exclusivo para FCPPC
 

Juan Manuel Santos presidente de Colombia - Foto: twitter.com

Dijo el presidente Santos en Medellín en el marco del Foro Económico Mundial (WEF) para América Latina: “Las Farc están preparadas para la guerra urbana, si fracasa el proceso de paz” y agrego “la guerra urbana que es mas demoledora que la guerra rural.” No hay que olvidar que el terrorismo que eufemísticamente llaman “guerra” es inherente al lastre marxista leninista, que es la doctrina que siguen las Farc y que ha buscado mediante atentados chantajear a la población para dominarla, por ello se recuerda que el nazismo, el fascismo y el comunismo han practicado el terrorismo haciendo apología del mismo, de ahí que Hitler afirmaba: “las masas necesitan de eso, algo que les cause pavor.”

El cabecilla guerrillero Mono Jojoy en julio de 2001, amenazó a las ciudades colombianas con la siguiente perla “aquí en la selva solo quedaran ratones, dantas, pavas y paujiles, porque las guerrillas van para la ciudad…. Allá nos pillamos” claro que no nos pillamos, pues este jefe subversivo fue dado de baja en el 2010, sin embargo desde sus inicios la guerrilla ha querido llevar el terrorismo a los grandes centros urbanos, con atentados como el del club del Nogal en Bogotá en el 2003, el secuestro de los diputados del valle y el genocidio de 21 indigentes el 7 de agosto de 2002, entre otros. Recordando que grupos terroristas como el marxista “Sendero luminoso” en el Perú, cuando empezó sus acciones en Lima la capital de ese país, prácticamente eso se convirtió en su tumba.

De la misma manera el grupo guerrillero comunista Farabundo Martí en el Salvador, intento entrar en la ciudad de San Salvador en 1989, pero fue cuando recibió la peor derrota militarlo que obligo a la comandancia a empezar negociaciones con el gobierno que concluyeron años después. Así que si las Farc pretenden hacer acciones terroristas en las ciudades, como las de de Pablo Escobar en su momento, si no se llegan a firmar los acuerdos en La Habana, tendrían un escenario complicado, porque una cosa es cabalgar sobre la ignorancia y el atraso que existe en algunos lugares del campo colombiano como lo han hecho las Farc durante 52 años, y otra muy diferente pretender doblegar la voluntad de la población citadina; por ello es de vital importancia incrementar la batalla de ideas en contra del comunismo totalitario, para desnudar completamente las aberraciones marxistas, resaltando que los seguidores de esa secta a lo que más le tienen miedo es al debate ideológico.

Existe un terrorismo integrista islámico, que considera que si un varón muere en la Yihad o guerra santa, va directo al paraíso y disfrutará de 72 vírgenes, por eso vemos a miembros de grupos como los Talibanes, los de Isis y Al Queda, que se inmolan cometiendo actos terroristas, en donde no solo mueren ellos sino también otras personas. Pero el terrorismo marxista que han practicado las Farc y el Eln, ese no es suicida, porque la cáfila comunista lo que pretende es conquistar el poder terrenal, para someter a los semejantes a sus instintos insanos, pues para esa membrecía el poder es el principio y fin de todas las cosas, por eso el terrorismo marxista leninista busca ir siempre, sobre seguro y a mansalva.

El asqueroso criminal comunista del “che” Guevara, invitaba a sus correligionarios a convertirse en terroristas y asesinos “¡esta es una revolución! Y un revolucionario debe de convertirse en una fría máquina de matar motivado por el odio puro” y en otra oportunidad decía: “ante la duda, mátalo” y ese sicópata es precisamente el que ha “inspirado” en Latinoamérica a las guerrillas terrorista como es el caso de las Farc, por ello todas las desgracias y sufrimientos que ha habido en Colombia durante el prolongado conflicto son responsabilidad del marxismo leninismo con sus bandidos, que teniendo como referente al genocida del “che” siguen sus enseñanzas cuando le escribía a su padre una carta, refiriéndose a una ejecución que había ordenado en Cuba “tengo que confesarte, papá, que en ese momento descubrí que realmente me gusta matar.”

El presidente Santos en un noticiero de la noche, trato de tranquilizar a la ciudadanía por sus palabras que había pronunciado horas antes, el jueves 16 de junio en Medellín, donde prácticamente ponía contra la espada y la pared al electorado, sino se aprobaba el plebiscito para refrendar los acuerdos, por eso en la entrevista con CM& anuncio “todos queremos que las Farc desaparezcan y eso va a suceder muy pronto, sino sucede las fuerzas armadas están más que preparadas para enfrentar cualquier situación ya sea en el sector rural o en las ciudades”. De todo lo anterior hay que sacar en claro que con las Farc no hay que descuidarse, fírmese o no se firme el acuerdo, porque es indudable que durante estos años de negociaciones, no han perdido el tiempo y se han armado mejor, como algunos informes lo demuestran.

Con una guerrilla terrorista marxista como las Farc, no se pueden cerrar los ojos, advirtiendo que sus dogmas les enseñan a despreciar la vida de los demás y a no respetar a las mayorías ni a voluntad popular, y a incumplir los pactos como ocurrió en Vietnam, que el gobierno comunista de Hanói después de firmar un tratado de paz con USA en Paris en 1973, se fortaleció militarmente y ulteriormente a los dos años ante la debilidad de su enemigo se apodero de Vietnam del sur en mayo de 1975, eso debe servir de espejo para las negociaciones de La Habana, porque los comunistas no abandonan sus resabios.

Otros artículos en

Nuestros Columnistas

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que no necesariamente se identifica, comparte o está de acuerdo con los comentarios de los lectores.

Para comentar, por favor ingrese o regístrese

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Cra 13 No. 48-50 Oficina 709 - Tel: 3107724587 - Bogotá, Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

Esta página no contiene errores y cumple todas las especificaciones del "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C"

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido