Photo Uribe
Logo Small

Miércoles 21 de Agosto del 2019

La paz no se vota

Publicado en:

El Colombiano  | 

Autor(a): Luis Fernando Álvarez  |

Fecha: 12/02/2016

 

Foto: previews.123rf.com

En medios políticos, académicos y cívicos, se discute sobre la propuesta del Gobierno de acudir a la ciudadanía para ratificar los acuerdos de paz que se suscriban en La Habana. El análisis se repite. Con argumentos diferentes, los distintos actores tratan de identificar el mecanismo adecuado para validar los temas centrales convenidos con la guerrilla.

Se habla de la posibilidad de acudir a un referendo. Ello no es posible, por cuanto según la Constitución Política, el referendo es un mecanismo de participación ciudadana cuyo objetivo es la aprobación, ratificación o derogación de un texto legal o constitucional, que no de un acuerdo político.

El presidente Santos y su Gobierno se empeñan en acudir a la ciudadanía a través de un plebiscito. Doctrinaria y jurisprudencialmente el plebiscito consiste en la posibilidad de preguntar al constituyente primario, para obtener la aprobación o negación de una idea o un cuestionario político. Esto significa, que en términos estrictos, tampoco es de recibo el mecanismo del plebiscito, porque la paz no es un postulado político, sino un principio filosófico de convivencia, concebido por el artículo 22 de la Carta como “un derecho y un deber de obligatorio cumplimiento”, por tanto no susceptible de votación, ya que los principios no se votan, se aceptan como factores inherentes al ser humano, pues hacen parte de su esencia y su existencia.

Entonces ha surgido una nueva idea: acudir a la consulta popular. De acuerdo con los artículos 104 y 105 Constitucionales, la consulta es un instrumento nacional o local, a través del cual se pregunta al electorado para adoptar decisiones de trascendencia nacional o respecto asuntos de competencia del respectivo departamento o municipio. Cuando se habla de temas de trascendencia nacional, necesariamente se hace referencia a eventos administrativos o de gobierno que hay que incorporar en una agenda de política, con el fin de garantizar el desarrollo de la Nación.

La Paz no es un tema de agenda, es un principio de convivencia sobre el cual no es posible referirse en forma negativa, puesto que una respuesta en contra de la paz, supone una clara violación de los principios y postulados de la Constitución y del Estado. Toda consulta sobre la paz se tiene que contestar afirmativamente, so pena de asumir responsabilidad jurídica, política y social, lo que hace inútil cualquier tipo de pregunta, frente a un asunto que no admite alternativa legal de respuesta.

También se prevé convocar una Asamblea Constituyente, órgano concebido para introducir reformas sustanciales a la Constitución o para expedir una nueva Carta, situación que solo tendría cabida en un futuro, cuando estén plenamente determinados los elementos fundamentales de los acuerdos suscritos entre el jefe de Estado y la guerrilla.

En síntesis, la paz no se vota, lo pactado no puede ser sometido a ningún tipo de ratificación ciudadana, de manera que lo único válido sería el juicio político futuro que la sociedad pueda impartir sobre la forma y fondo de lo firmado en Cuba.

Otros artículos en Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.00001% que cumple a cabalidad TODAS las especificaciones técnicas del W3C relacionadas abajo y que además logra una calificación mínima de 98/100 en TODAS las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed". Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de estos botones:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Google PageSpeed