Nuestra libertad la juegan en Cuba

Nuestra libertad la juegan en Cuba

La libertad que cada persona ejerce dentro de su ser, es la mayor fuerza que como oposición ejercemos, la cual están subestimando desde la casa de Nariño. La oposición no es solo Álvaro Uribe Vélez y sus cinco pre candidatos, somos absolutamente todos los que pertenecemos al CENTRO DEMOCRATICO y no estamos de acuerdo con la forma como actúa el Presidente Santos, al no querer aceptar que la violencia que vive el país derivada de los corruptos narcoterroristas que buscan desde La Habana con las tales zonas de resguardo guerrillero, y otras gabelas, obtener para sí, un verdadero control territorial.

Una de las riquezas de este país está en el agro. Y si el campo fuese más seguro tengan la seguridad que las ciudades no estarían atestadas de desplazados. El Presidente Santos debería haber presentado hace rato, tal como se comprometió con el pueblo un proyecto de desarrollo agrícola, desde que inició su aparente mandato, la ley de protección al campesino y fomentar con el apoyo del Sena, Ica, en fin todas las entidades a quienes les corresponda, una verdadera defensa al agricultor, con precios razonables, y sin tener que pagar cuotas a la narcoguerrilla.

Ahora bien, para los criminales jamás dejará  de ser atractivo el negocio de la droga, o sea que eso significa que nunca dejarán de delinquir y menos de la noche a la mañana como pretenden hacer creer desde La Habana firmando acuerdos que tampoco cumplirán, y en este caso es bueno recordar cuantos firmaron en el gobierno de Belisario Betancourt, y cuantos cumplieron. Como hemos visto a lo largo de los años, para los criminales este negocio siempre es atractivo, lo que significa que no dejarán estos malos hábitos, para dedicarse a otras actividades lícitas, porque ellos siempre estarán  atropellando aun más al pueblo colombiano que los detesta.

El verdadero debate sobre la paz deberá incluir todos los aspectos de la Seguridad Democrática si en realidad lo que se busca es generar una política pública de gran alcance y beneficio para la sociedad en su conjunto. Si queremos luchar contra los narcoterroristas es necesario golpearlos en sus cuentas bancarias, donde realmente les duele, con leyes y herramientas de inteligencia. En el sentido más simple, lavado de activos, significa que el ingreso de un acto criminal de los narcoterroristas a través de los sistemas comerciales y financieros formales es una realidad, y así los criminales pueden utilizar el dinero limpio para gastar o invertir. El lavado de dinero de los narcoterroristas en esta forma tan simple es utilizado montando supermercados, casinos, equipos deportivos como ya lo hemos visto, u otros negocios que generan grandes volúmenes de dinero en efectivo.

El actuar de este gobierno es muy peligroso para la democracia; mientras ordena al ejército y a la policía atacar con toda su fuerza las protestas de los campesinos y otros gremios, está legitimando a los narcoterroristas de las Farc nuestro enemigo de tantos años en Cuba.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Buscar

Facebook

Ingresar