Venezolanas cambian su cabello por comida

Venezolanas cambian su cabello por comida

Ante la grave crisis económica y social que vive Venezuela, la presencia masiva de compradores en Cúcuta y todo el Norte de Santander cada día es mayor y al pasar la mitad del puente Internacional, encontramos todo tipo de ofertas, entre la que se destaca la compra del cabello de las damas, por pagos de acuerdo al volumen del cabello, los precios oscilan entre 40 mil, 50 mil y hasta 70 mil pesos,  se lo compran completo, desbastado o por mechones, con peluqueros en La Parada o en Cúcuta y se pueden observar las humildes damas que ante la necesidad, hacen cola para vender sus cabelleras.

La escasez en Venezuela, marcha unida al desempleo y al hambre, por eso la vida en nuestro estado y en todo el país, está afectando el bolsillo de las familias, que se ven obligadas a vender cualquier cosa, desde los artefactos del hogar, el vehículo y hasta su cabellera para poder alimentar a su familia. El modelo económico ha fracasado, el gobierno mantiene arruinada a la empresa privada y según nos informa la empresa Ecoanalítica, este año el gobierno cerrará registrándose como el peor en desempeño económico durante los últimos 50 años.

Según las autoridades Colombianas, 12 millones de Venezolanos han entrado al vecino país, buscando trabajo, alimentos y medicinas, y la mayoría según este informe entra por el Norte de Santander, fundamentalmente por el puente Internacional Simón Bolívar, que une a San Antonio del Táchira con Colombia, y como el comercio y la industria en la frontera están cerrados en un 80%, y el desempleo está desatado en todo el estado Táchira y Venezuela, el hambre y la necesidad acosa a los pobladores, lo que conduce a nuestras mujeres a vender su cabellera para poder comprar el alimento para su familia.

En el Voluntariado Tachirense por el Cambio, que preside Miguel Ángel Rodríguez, manifestamos nuestro repudio al Gobierno de Nicolás Maduro, por haber profundizado la crisis económica y social del país llevándonos a estos extremos de pobreza, nunca habíamos vivido tanto sufrimiento y humillación, tanta inseguridad y desempleo, tantas mentiras y planes represivos, colectivos armados, mafias de bachaqueros en cargos públicos, y funcionarios del gobierno que se prestan para todo tipo de actos irregulares.

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Buscar

Facebook

Ingresar