Photo Uribe
Logo Small

Martes 23 de Julio del 2019

¡A mí que no me ensucien!

Publicado en:

El Colombiano  | 

Autor(a): Juan David Escobar Valencia  |

Fecha: 10/11/2014

 

Foto: El Tiempo

"Cuando la culpa es de todos, la culpa no es de nadie" Concepción Arenal.

La mejor forma para que no te digan que estás sucio, es tirarles tanto barro y basura a los demás que ninguno se atreva a acusarte, porque si todos huelen mal, ¿a quién se le puede imputar que sea la fuente?

Esa es, sin duda alguna, la fórmula que están usando los capos de las Farc reunidos en La Habana para enfrentar a los torpes negociadores del Gobierno, que más parecen representantes de su contraparte que de los colombianos de bien.

Los "delincuentes" de las Farc, aunque la academia mamerta luche por catalogarlos como rebeldes o insurgentes, impusieron, o tal vez pudieron hacerlo con la complacencia del Gobierno, la base de los supuestos acuerdos en los que ellos no son culpables de nada, pues no secuestran, no son narcotraficantes, no asesinan indígenas en el Cauca, no reclutan niños, no extorsionan, no son victimarios sino las únicas víctimas, y por el contrario, somos los colombianos los culpables de todo.

Esto es una afrenta para los millones de colombianos que trabajan, cuidan a sus familias, cumplen la ley, entierran a los soldados que sacrificaron sus vidas por las de todos, pagan impuestos, creen en la decencia y el esfuerzo como camino para la superación y perseveran para que sus hijos vivan en una Colombia mejor que la que ellos recibieron.

Da repulsión y vergüenza que un Gobierno que es elegido por los ciudadanos para representarlos, se quede callado cuando un delincuente, no solo no se arrepiente, sino que trata de ensuciarnos a todos. Que el señor De la Calle y a quien él está representando en esa mesa de carnicería se quede en silencio, es un ultraje, así se vista bien y hable pausadamente. Empieza uno a sospechar de qué lado está él y sus compañeros.

Que no tengan la valentía para reconocer que están haciendo un papel denigrante en La Habana, pues ese es su problema, pero los colombianos no tenemos que pagar el precio de su incapacidad.

El método de distribuir falsamente la culpa, es una forma vergonzosa pero inútil de intentar hacer dóciles a quienes no tenemos por qué ser igualados con delincuentes. Si creen que por permitir que unos delincuentes nos ensucien a todos los colombianos, pensando que al creernos el cuento de la culpa colectiva, por eso no vamos atrevernos a exigir justicia, están muy equivocados. Los pocos que acepten la "culpa distribuida" pueden aspirar a conseguir trabajo como presidente o fiscal.

En Derecho, cuando no es posible individualizar la responsabilidad y el castigo que le cabe a cada uno de los causantes del daño, entonces no queda sino hacer que todos paguen y todos se responsabilicen. Pero este no es el caso. Los colombianos no somos tontos y sabemos muy bien quiénes son los delincuentes y los asesinos, quiénes son los culpables de los peores males de este país y también quiénes tienen que ir a la cárcel y pagar sus deudas con la sociedad que han torturado por medio siglo.

Otros artículos en Destacados de Otros Medios

Este es un espacio para que el lector comparta su opinión sobre el contenido del portal, que puede ser expresada en forma libre y sin restricciones siempre y cuando guarde el debido respeto a las ideas ajenas y no contenga expresiones despreciativas u ofensivas. La Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia (FCPPC) se reserva el derecho a borrar los comentarios que en su opinión contravengan esos principios y deja constancia de que NO respalda los comentarios de los lectores ni necesariamente se identifica con ellos.

Fundación Centro de Pensamiento Primero Colombia - Presidente Vitalicio: Álvaro Uribe Vélez
Carrera 7 Número 46-91 - Tel: 3107724587 - Bogotá D.C., Colombia - Atencion@pensamientocolombia.org

NOTA: El cumplimiento de las normas y estándares técnicos dictados y actualizados permanentemente por el "WORLD WIDE WEB CONSORTIUM - W3C", fundado y dirigido por Sir Tim Berners-Lee inventor del "Web", es indispensable para mantenerlo abierto y en óptimo funcionamiento. Insólita y lamentablemente, el 99.999% de las páginas web en el mundo están plagadas de errores de programación que degradan dramáticamente su velocidad y la operación global del "Web". Por esa razón, esta Fundación siempre ha hecho grandes esfuerzos por mantener un portal técnica y estéticamente ejemplar, con contenidos interesantes y libres de errores. De los más de MIL MILLONES (1.000'000.000) de portales, éste (FCPPC) se encuentra en el minúsculo y privilegiado 0.00001% que cumple a cabalidad TODAS las especificaciones técnicas del W3C relacionadas abajo y que además logra una calificación mínima de 98/100 en TODAS las pruebas de desempeño de "Google PageSpeed". Compruébelo usted mismo haciendo clic sobre cualquiera de estos botones:

HTML5 Válido CSS3 Válido! RSS Válido Google PageSpeed